miércoles, 23 de marzo de 2011

QUIJANO (PIELAGOS)

Quijano, un lugar sin soluciones

Quijano no quiere hablar sólo de proyectos de futuro. Quijano necesita realidades. Necesita que se haga una limpieza exhaustiva de los caminos y de los regatos que se desbordan cada vez que llueve un poco más de lo habitual. Que se reparen algunas carreteras vecinales y dejemos de dar saltos entre los baches. Pero que se haga con conocimiento y no tapando con
hormigón una antigua calzada“romana”, como desgraciadamente ha ocurrido. El Ayuntamiento de Piélagos presume de sus parques infantiles: 21 según sus publicaciones. ¿Acaso los niños y niñas de Quijano tienen menos derechos que los de Renedo, Vioño o Parbayón? ¿Acaso el equipo de gobierno del PP y el alcalde pedáneo de Quijano se sienten satisfechos y consideran que han cubierto las necesidades de los niños y de sus padres y
abuelos con los tres elementos infantiles colocados junto a la iglesia? Han pasado otros cuatro años de gobierno del PP en el Ayuntamiento y el antiguo hospital de Quijano sigue envejeciendo y deteriorándose azotado por las inclemencias del tiempo y por el completo abandono de los responsables municipales.
En el presupuesto municipal de 2009 había consignada una partida de 400.000 € para llevar a cabo el proyecto. Acaba la legislatura y las únicas piedras que se han movido lo han sido a consecuencia del viento y de la lluvia. Eso sí, con la total complacencia del alcalde pedáneo que con tal de que le ingresen los 1000 € de alquiler mensual por el inmueble, parece que le
importe poco que el histórico edificio se venga abajo. Quijano necesita estar a la altura de los demás pueblos de Piélagos. Quijano necesita sentirse representado. Quijano necesita infraestructuras y servicios del siglo XXI. Queda poco tiempo. Dediquémosle cinco minutos a reflexionar y, entre todos, podremos cambiar esta cruda realidad.